Ajo Deshidratado

  • En oferta
  • Precio habitual $450
Impuesto incluido. Los gastos de envío se calculan en la pantalla de pagos.


Tiene infinidad de usos como condimento de carnes, pescados, verduras, ensaladas, sopas y salsas. Congenia con todas las hierbas de cocina y con las especias, una pequeña cantidad de ajo deshidratado refuerza los demás sabores.

 

Son tantas las propiedades medicinales que se le atribuyen el ajo deshidratado que resulta difícil hacer un resumen y separar lo real de lo supuesto o mantenido históricamente. Está demostrado que altas dosis de ajo disminuyen la presión sanguínea, estimulan la secreción de jugos intestinales y eliminan la flora intestinal perjudicial. Por otro lado, fortalece el sistema inmunológico, ayudando a prevenir y reducir los síntomas de enfermedades comunes como la gripe o el resfriado.

Los antioxidantes del ajo ejercen un efecto protector contra el daño celular y el envejecimiento natural.  Lo que se asocia con una disminución en el riesgo de padecer enfermedades como la demencia o el Alzheimer. También se ha demostrado que el consumo de ajo reduce el nivel de colesterol malo (LDL), aunque parece no afectar sobre el colesterol bueno (HDL) y los triglicéridos.

En la antigüedad, este alimento se utilizaba para reducir la fatiga de los trabajadores y para aumentar la capacidad de los atletas. Hoy día se entiende que esto puede ocurrir en personas enfermas, aunque no ocurre en personas sanas.